Recibe la newsletter de los profesionales de fondos   Suscribirse

Belén Blanco de BBVA AM – Selector del mes

  • 10-03-2020

  • 7 minutos

Os presentamos a Belén Blanco, Head of Quality Funds en BBVA Asset Management. Cuenta con más de 25 años de experiencia profesional desarrollada en BBVA cuando se incorporó en 1994 como Auditora en el Departamento de Mercados de Capitales y Tesorería Internacional. Posteriormente, fue Gestora de Riesgos en la unidad de Banca Privada hasta ocupar los cargos de Fund Manger, Head of Credit y Head of Fixed Income, durante diez años. Desde febrero de 20102, Belén Blanco es la responsable de Quality Funds (la plataforma de arquitectura abierta de BBVA) y la selección de fondos de terceros y ETFs para el Grupo BBVA.

Belén Blanco es licenciada en Derecho y Ciencias Empresariales por la Universidad Pontificia Comillas, y tiene un Máster en Administración Pública en Estudios Europeos por el Colegio de Europa en Brujas. También cuenta con un Máster en Finanzas Cuantitativas del AFI y es CFA Charterholder desde 2003 y Certified Advisor CAd desde 2018.

Entrevista a Belén Blanco, BBVA AM

¿Cuándo y cómo llegaste al sector financiero?¿Tenías alguna otra vocación?

Llegue hace mucho tiempo, allá por finales de los 90, y tengo que decir que casi por azar. Estudié derecho y empresariales en Madrid e hice un Master en políticas comunitarias en Brujas (Bélgica) y cuando volví, en una época en la que estaba complicado colocarse por eso del “baby boom”, acabé aterrizando en un banco. Sin embargo, tengo que reconocer que, en cuanto empecé a trabajar en el mundo de los fondos, pensé: esto es lo que quiero seguir haciendo. Y así es como descubrí mi vocación.

¿Cómo es tu día a día desde que llegas a la oficina?

Es difícil decirlo porque cambia bastante según el día. Por una decisión estratégica que BBVA tomó hace ya más de 20 años, en nuestra unidad (Quality Funds) reside, principalmente, el expertise del Grupo en fondos internacionales y las actividades que realizamos en relación a éstos son muy amplias:

  • Seleccionamos fondos de gestión activa, pasiva o mercados privados.
  • Realizamos su due diligence.
  • Monitorizamos y damos seguimiento a los mismos, a sus equipos gestores y a su estructura operativa.
  • Ejecutamos su compraventa.
  • Somos los responsables de proveer datos de los mismos.
  • Damos apoyo comercial para su venta o distribución.
  • Lideramos la relación con las Gestoras Internacionales.
  • Participamos en cualquier grupo de trabajo (o “scrum”) que tenga que ver con fondos de terceros, etc. Y, en mi caso, soy también responsable de coordinar la unidad.

Así que mi “día a día” consiste, básicamente, en liderar el equipo, focalizándome cada día en el aspecto de actividad que toque, ayudando a priorizar y siempre creando dinámicas que nos ayuden a mejorar en lo que hacemos.

¿Qué hobbies tienes?

Lo que más me gusta hacer, en mi tiempo libre, es estar con mi familia aunque no sé si a eso podemos llamarlo un hobby. La actividad es lo de menos: viajar, cocinar, hacer cualquier deporte al aire libre, ir al teatro…

También me gustan mucho las artes plásticas y pasar las tardes de los domingo pintando o haciendo cualquier actividad que implique “crear”, es para mí un planazo.

De cara a 2020, ¿qué retos tenéis desde Quality Funds?

Tenemos muchos retos por delante, en los que ya estamos trabajando con mucha ilusión, aunque de entre todos ellos destacaría tres:

1. “Proyecto de Sostenibilidad”, por el que estamos integrando la sostenibilidad en nuestro proceso de selección y aspiramos a convertirnos en Selectores de Impacto. Para ello vamos a adoptar el compromiso de que los fondos incorporados a nuestra selección tendrán que cumplir unos determinados estándares de integración de los criterios ESG, o sus entidades Gestoras tendrán que comprometerse a incorporarlos en un plazo determinado, y sino los fondos saldrán de nuestro catálogo. Este es un proyecto que iniciamos en 2016 y estamos revisando a la luz de los nuevos avances sociales y legislativos.

2. “Proyecto de Automatización de Tareas” y de “Dejar de Hacer”, que nos permitirá robotizar ciertas tareas, introducir IA donde sea útil, reducir riesgo operacional y liberar recursos para dedicarlos a las tareas de más valor en nuestro proceso

3. “Proyecto de Fondos Dedicados”, donde trabajamos coordinadamente con BBVA AM para optimizar el acceso de nuestro cliente interno a las capacidades de inversión de Terceras Gestoras mediante la creación de un vehículo diseñado ad-hoc. Con este proyecto los objetivos que perseguimos son (1) obtener una política de inversión adaptada a sus necesidades (2) un mayor control de los riesgos de liquidez al no compartir los volúmenes de nuestros clientes con lo de otros inversores, (3) mejorar las condiciones económicas en las que accedemos al activo y (4) tener una mayor transparencia en la composición de las carteras, lo que implica mayor información para la adopción de decisiones de inversión y control de riesgos.

Adicionalmente, seguimos trabajando en reforzar nuestro catálogo de fondos con especial foco, actualmente, en enriquecer nuestra oferta en alternativos, que es donde se está produciendo mayor repunte de demanda por parte de nuestros clientes.

¿Cuáles son las premisas para elegir un buen fondo de inversión?

Lo más importante para elegir un buen fondo es contrastar su consistencia y contar con un buen equipo gestor pero siempre cerciorándonos bien de que su estructura operativa sea sólida y que su proceso de inversión esté bien definido y tiene un adecuado control del riesgo.

Si tienes todos estos factores en cuenta es difícil que te equivoques. Por eso, como selector, es importante definir una metodología y proceso de selección que te permita verificar disciplinadamente que estás teniendo en cuenta todos estos aspectos. Además, dos de las cosas que aportan más valor al proceso son:

  • Por una parte, el equipo de selección en sí mismo. Tener un equipo especializado por tipo de activo y riesgo, con experiencia y criterio en su área de conocimiento y trabajando coordinadamente, es clave para el éxito de la selección y para garantizar la mejora continua del proceso, De ahí que en Quality Funds tengamos un equipo de selectores propiamente dicho trabajando coordinadamente con el equipo de Due Diligence.
  • Por otra parte, tan importante como la selección, o incluso más, es el seguimiento que se realice de los fondos. Los fondos, los equipos gestores y sus estructuras operativas van evolucionando. Tener un adecuado sistema de monitorización es lo que nos va a permitir tener la tranquilidad de que estamos ofreciendo a nuestros clientes, en cada momento, la alternativa de inversión en la que tenemos una mayor confianza.

Por último, cuando seleccionas un fondo tienes que pensar quien y porqué puede tener interés en ese fondo y para eso hay que escuchar a los clientes y tener una comunicación fluida con ellos. Yo no quiero tener un catálogo con los mejores fondos, sin más, sino con los mejores fondos para cubrir las necesidades de nuestros clientes. Eso es lo que realmente dota de valor a Quality Funds.

Dentro del proceso de selección de fondos, ¿qué tarea es la que consume la mayor parte de tu tiempo?

Pues por una parte, las reuniones y entrevistas con los equipos gestores y miembros de la estructura operativa con la que vamos a trabajar y el servicio a nuestros clientes. Y eso está muy bien porque es como tiene que ser. Pero, paradójicamente también nos consume mucho tiempo el procesamiento de datos. Por eso, esto es algo en lo que estamos trabajando. Tenemos aún margen para automatizar y optimizar procesos, que nos liberen tiempo para focalizarnos aún más en las tareas donde aportamos más valor.

Del análisis cualitativo, ¿qué tipo de información te resulta más interesante?

Toda la información relativa al proceso inversor, equipo gestor y estructura operativa. En nuestro caso, en la selección y seguimiento de los fondos empleamos intensivamente metodologías cuantitativas. Sin embargo, estas son útiles para crear alertas que nos avisan de en “qué” debemos fijarnos. La información cualitativa es, sin embargo, la que nos va a permitir entender el “porqué” de esos datos cualitativos y, en último término, la que enriquece el proceso y nos va a permitir formarnos un juicio de valor sobre la inversión

¿Cuál es el principal criterio de un selector para sacar un fondo de la lista de compra?

Sin duda, la pérdida de confianza. Y los motivos por lo que se puede perder la confianza son variados porque la confianza, como todos sabemos, tarda en ganarse pero se pierde muy rápidamente. Los motivos más frecuentes de pérdida de confianza suelen estar ligados a pérdida de consistencia, bien por debilidad del performance o bien porque el gestor deje de ser fiel a su filosofía de inversión, fuga del equipo gestor sin un adecuado plan de sucesión, falta de transparencia o debilidades operativas que puedan surgir con la evolución del fondo y detectemos en su proceso de seguimiento.

¿Crees que MiFID II ha colocado a la industria en un entorno complejo en lo relativo a las clases disponibles por fondo?

Sin ninguna duda. MiFID II ha reforzado la protección al inversor y ha supuesto un impulso a la transparencia, factores ambos muy positivos. Sin embargo, la expectativa que selectores e inversores teníamos de que esta nueva regulación iba a impulsar una reducción del número de clases disponibles y una homogeneización en la redacción de las mismas ha sido claramente errónea. Probablemente, infraestimamos el hecho de que en Europa los modelos de negocio de los distribuidores, o grupos inversores, son muy dispares por países, e incluso de una entidad a otra, y, adicionalmente, las gestoras tienen que atender la demanda no sólo de la Unión Europea sino también de países donde MiFID II no resulta de aplicación. De ahí que, en contra de lo que descontábamos, MiFID II ha contribuido a complicar aún más el tema de las clases; y el tiempo y recursos que las entidades tenemos que dedicar a esta tarea de conocer las clases de cada gestora y establecer una inteligencia de selección entre ellas se ha vuelto, en mi opinión, excesivamente compleja.

¿Qué te puede hacer dudar de un gestor?

Su falta de transparencia, en particular cuando vienen mal dadas. En mercado todo el mundo puede equivocarse porque la Gestión no es una ciencia exacta pero para mantener la confianza del inversor/selector hay siempre que explicar muy claramente qué ha sucedido y qué medidas vas a tomar.

Tampoco suelen gustarme los gestores que tienen una excesiva autoconfianza porque creo que tienden a persistir en sus errores en vez de a corregirlos y no suelen beneficiarse de las fortalezas de trabajar en equipo. Tampoco me suelo fiar de aquellos que no son capaces de explicar con consistencia un riguroso proceso de inversión… y, bueno, no sigo porque al final va a parecer que no me fío de nadie (jajaja).

¿Dónde te ves dentro de 10 años?

Siempre me ha gustado mucho aprender y enseñar, así que en 10 años me veo en algún puesto estratégico de alguna compañía, no necesariamente de mi sector, donde pueda aportar lo que he ido aprendiendo en estos años de trabajo y que también me permita crecer profesionalmente. Algo, desde luego, donde no me aburra. Pero quien sabe, igual me toca la primitiva y, a pesar de mis deseos por contribuir a la sociedad, acabo tumbada relajadamente en una hamaca de alguna playa paradisiaca, con un mojito, en una mano, y una buena novela en el otro…