La votación de los Presupuestos este miércoles pondrá de manifiesto la división y la parálisis política

  • 12-02-2019

  • 2 minutos

La votación de los Presupuestos de 2019 que se llevará a cabo este miércoles es crucial para determinar si las políticas para mejorar el crecimiento económico y estabilizar aún más las finanzas públicas se verán afectadas por una volátil política interna.

España, la cuarta economía de la zona euro, ha reducido su deuda sobre el PIB solo modestamente en los últimos años, a pesar de que las tasas de crecimiento real se encuentran muy por encima del potencial. Según las estimaciones del FMI, España solo logrará una reducción estimada del 3-4pb de la deuda sobre el PIB, hasta el 93%, para el período 2013-2023.

“España no ha aprovechado al máximo el fuerte crecimiento económico para realizar profundos ajustes fiscales, y sin una consolidación fiscal adicional ni una reforma pro- crecimiento, las calificaciones de España se mantendrán restringidas en el nivel A- / Estable

Alvise Lennkh, analista de Scope Ratings

Oposición del gobierno español

El presidente Pedro Sánchez está actualmente comprometido en medio de un delicado equilibrio político. El PSOE depende del apoyo de los partidos separatistas en el Parlamento. Al mismo tiempo, el poder judicial está procesando a varios líderes independentistas. El gobierno español sigue oponiéndose a las aspiraciones de independencia de Cataluña, pero la preocupación de que Sánchez pueda hacer concesiones a los separatistas sacó a decenas de miles de manifestantes a las calles de Madrid durante el fin de semana.

“El presidente está en la cuerda floja: Sánchez está tratando de apaciguar a los partidos independentistas, cuyo respaldo necesita para aprobar los Presupuestos, sin hacerles demasiadas concesiones por miedo a perder el apoyo del resto del país, para el cual la independencia catalana está fuera de lugar

Alvise Lennkh, analista de Scope Ratings

Los partidos separatistas catalanes dijeron el viernes pasado que votarían en contra de los Presupuestos, ya que la oferta de negociación de Sánchez con ellos no incluía expresamente un camino hacia la “independencia” como un posible resultado. Si la votación de los Presupuestos fracasa, que es el escenario base que barajamos en Scope, se podrían convocar nuevas elecciones para el 26 de mayo (junto con las elecciones regionales, municipales y europeas) en las que una alianza de los conservadores (Partido Popular), Ciudadanos (centro- derecha) y Vox (derecha) podría obtener suficientes votos para formar un gobierno, de acuerdo con las recientes encuestas de opinión.

“España necesita mayores esfuerzos para promover la reforma del ajuste fiscal y el crecimiento para reducir el nivel de deuda pública”,

Alvise Lennkh, analista de Scope Ratings

Esperanza del primer superávit desde 2007

Los Presupuestos actuales, basados en un supuesto de crecimiento económico del 2,2%, prevén un déficit del 1,3% sobre el PIB, que se corresponde con un ajuste nominal de 1,4pb en 2019, desde un déficit de 2,7% en 2018. Así, se espera que España tenga un ligero superávit primario este año por primera vez desde 2007.

El gobierno de Sánchez contempla en los Presupuestos un incremento del gasto compensado por un aumento de 5.700 millones de euros de ingresos basados en gran parte en mayores contribuciones sociales, un impuesto digital y un impuesto a las transacciones financieras aplicado a las compras de acciones de grandes empresas. La naturaleza no comprobada de los dos últimos impuestos ha generado dudas por parte de la Comisión Europea acerca de cuántos ingresos recaudarán.